12/12/13

Cae la tarde

Cae la tarde y comienza a irse la luz. Cada vez son más los días en que me apoltrono en una silla sin más ambición que la de tejer y comer algo dulce.


Merendar es una de mis prioridades y no hacerlo, se convierte en un terrible pesar que no tiene sentido así que, en la medida de mis posibilidades, prefiero cumplir deseos antes que frustrarlos.


Nada tiene que ser perfecto, solo lo suficientemente sencillo como para cubrir las necesidades del momento. Tampoco ha de ser planificado con mucha antelación sino que la suerte sea que haya un poco de masa sablé congelada y unas manzanas en el frutero. El resto ya lo hacen unas almendras y un poco de miel y canela.


Al final se convierte en algo perfecto. No solo mi tarde se vuelve incomparable sino que con el olor que se encierra en la casa apetece buscar la eternidad de ese instante.


s a b l é   d e   m a n z a n a s   c o n   a l m e n d r a,   m i e l   y   c a n e l a

Para la masa sablé:
- 150g de harina de arroz
- 80g de almendra molida
- 60g de almidón de tapioca
- 80g de fécula de patata
- 220g de mantequilla en dados
- 1 huevo
- 1/2 cucharadita de levadura en polvo
- 1 cucharadita de esencia de vainilla.


- 4 manzanas sin pelar y cortadas en finas lonchas
- 1 cucharada grande de miel
- 2 cucharadas de almendras laminadas
- 1/2 cucharada de canela
- 1 cucharada de azúcar

1. Para hacer la masa sablé, mezclar las harinas, almendra molida, azúcar, huevo, levadura, esencia de vainilla y mantequilla en un procesador hasta que quede una masa un poco húmeda que se pegue algo a las manos. Formar una bola y refrigerar durante al menos una hora.
2. Precalentar el horno a 180ºC
3. Pasado ese tiempo, sacar y dividir en dos la masa (la que no vayamos a usar, se puede congelar). En una superficie enharinada, estirar la masa en forma rectangular. Espolvorear la cucharada de azúcar y la media cucharadita de canela por encima de la masa. A continuación ir superponiendo las lonchas de manzana en dos hileras. Y por último bañar las manzanas con la miel y repartir por encima las almendras laminadas.
4. Hornear durante 20 minutos a 180ºC.
5. Sacar y dejar enfriar. Servir

11 comentarios:

Silvina Soave dijo...

Muy apetitosa tu merienda y me encantan tus fotos!
Un fuerte abrazo.

zer0gluten dijo...

Pues una sesión de tejedoras merendadoras no me importaría compartir contigo.
Las fotos no desmerecen nada ni el pastel ni el precioso plato que tienes.
Un beso.

Deja Eva dijo...

Thanks a lot. It was fun hearing
jeux de amour

éva-mona dijo...

Beautiful pictures, as ever!

Chusita dijo...

Llevo tiempo buscando una receta de masa sablé sin gluten, maíz ni lácteos. Y casi la he encontrado!!. Lo malo es que no tengo almidón de tapioca. ¿Lo podría sustituir?. Enhorabuena por tu blog. Es una preciosidad. Me encanta
María Jesús

365 sonrisas dijo...

Chusita, en las masas de sablé es difícil no encontrar lacteos porque lleva mantequilla. Si quieres sustituir el almidom de patata por elcde maíz von maicena puedes hacerlo y sino poner más cantidad de otra harina como la de arroz. El almidón de tapioca lo que hace es ayudar a juntar más la masa. Gracias por seguir mi blog, me alegro que te guste. Un abrazo

365 sonrisas dijo...

Chusita, en las masas de sablé es difícil no encontrar lacteos porque lleva mantequilla. Si quieres sustituir el almidom de patata por elcde maíz von maicena puedes hacerlo y sino poner más cantidad de otra harina como la de arroz. El almidón de tapioca lo que hace es ayudar a juntar más la masa. Gracias por seguir mi blog, me alegro que te guste. Un abrazo

Chusita dijo...

He encontrado otra masa sablé en tu receta de tarta de ruibarbo con:
- 100g de harina de arroz
- 40g de fécula de patata
- 35g de harina de mijo
- 4 cucharadas de azúcar de caña
- una pizca de sal
- 100g de mantequilla fría
- 4 cucharadas de agua fría
Voy a intentar sustituir la mantequilla por margarina y a ver qué me sale, que mijo sí que tengo. Y si funciona, le quito el azúcar y puede que me sirva para hacer una quiche, ¿no?.

365 sonrisas dijo...

Puedes probar pero la margarina puede que no te de buen resultado cuando hagas la masa pero sobre todo se te puede derretir y hacer desmoronarse la tarta una vez en el horno. Ya me cuentas :)

Anónimo dijo...

Hola desde Asturias,me cautivó tu blogger desde el principio por la sencillez y naturalidad de tus recetas, y por las fotos son preciosas. A mi también me gusta todo ello.
Este verano empecé en este mundo cuando mi hija de 8 años resultó ser delícada . Personas como tú hacen que vuelvan las sonrisas,....gracias
Hoy hice el sablé y de sabor,uh,,,,insuperable, pero se deshacía mucho,costaba comerlo porque se desmigaba,quizàs lo hice muy fino,¿podría ser esa la causa?¿se te ocurre la razón? Los ingredientes usé los mismos de tu receta,por cierto nombras el azúcar ,pero en los ingredientes de la masa no figuran
Gracias, un besín.

365 sonrisas dijo...

Muchisimas gracias por tu comentario, me alegra poder despertar sonrisas con lo que hago :) Respecto al sablé perdón por haber omitido el azúcar en la receta...a veces las escribo tan rápido que hay cosas que se me pasan. Respecto a que se destroce en miguitas puede haber dependido de la temperatura porque las masas sable al ser una masa con mantequilla a veces da mas problema si se ablanda la masa

un besin