29/8/11

Sonrisa eslovena

De vuelta, rodeada de recuerdos e imágenes, me pregunto por dónde comenzar a contar un road trip de muchos países y miles de kilómetros (exactamente 6.363). También me pregunto si los Balcanes Occidentales merecen desgranarse del conglomerado de su nombre y dejar que cada país tenga su protagonismo.

Resueltas las dudas, Eslovenia entró por mis ojos desde el principio, colorista y elegante, verde y bien dispuesta, sonriente y pura, en orden y pacífica. En cualquiera de sus facetas nunca miente ni decepciona, ya sea en sus pueblos rurales, en su capital Ljubljana o en los Alpes eslovenos de cuya maravillosa naturaleza hacen honor Bohinj y Bled.


Ljubljana derrocha simpatía con edificios vivos al borde del río y se recorre a través de puentes y paseos floridos, música en la calle y mercados de productos hortofrutícolas, plantas y artesanía autóctona.

Mientras, la región más bella y natural recae, ante la atenta mirada de las peñas rocosas de los Alpes, en los profundos valles de la montaña de Triglav. Huele a hierba recién cortada, el aire no puede ser más puro y el agua de los lagos más cristalina.

Me despido con una taza de chocolate y unos pastelitos de café para afrontar mejor la vuelta hasta desvelar el siguiente país marcado en el mapa de nuestro road trip.


p a s t e l i t o s   d e   c a f é

- 115 g de mantequilla ablandada
- 115 g de azúcar moreno
- 115 g de harina sin gluten
- 2 huevos grandes
- 2 cucharadas de café recién hecho
- 1 cucharadita de levadura en polvo

Para el glaseado de café:

- 200 g de azúcar glace
- 1 cucharada de café
- agua (la que admita)

1. Precalentar el horno a 180º.
2. Batir la mantequilla y el azúcar moreno hasta que quede una mezcla cremosa. 
3. Añadir los huevos uno a uno y sin dejar de remover.
4. Incorporar la harina y la levadura poco a poco.
5. Distribuir la masa en moldes de muffins y hornear durante 15-20 minutos.
6. Retirar y desmoldar.
7. Poner el azúcar en un bol, añadir la cucharada de café y una o dos cucharadas de agua poco a poco removiendo hasta conseguir un glaseado espeso. 
8. Verter cuidadosamente el glaseado sobre los pastelitos y decorar con virutas de chocolate negro por encima.



30 comentarios:

La Morena en la cocina ¡¡¡Que follón¡¡¡ dijo...

¡Que envidia me das! Como me gustaría poder visitar todos esos países y hacer ¡¡¡tantos kilómetros!!! Es un placer para los sentidos al igual que tus pastelitos. Encantada de verte de nuevo. Un besito

Te de Ternura dijo...

ESTIMADA AMIGA..
Que FOTOGRAFÍAS MÁS ATRAYENTES y que PASTELITOS tan FÁCILES Y TIERNOS..
Intentaré hacerlos, vaya que sí.
SALUDOS!!

Sole dijo...

hermosos pastelitos de café pero más me llaman la atención las fotos de eslovenia, no sabía que fuera tan bonita. ¡gracias por compartir y bienvenida!

dulce dijo...

tanto el lugar como las fotos son preciosas, que envidia, los pastelitos te los copio q
que me encantan, besos

Nina's Kitchen dijo...

Qué lugar tan bello!!! Las fotos son preciosas y esos pastelitos deben ser todo un vicio!!! ;)

Alisonhouse (potingues y fogones) dijo...

Qué ricura de pastelitos. Pero lo que mas me fascina son esos viajes por esas lugares tan preciosos y desconocidos para mí. Ojalá pudiera visitarlos. Gracias por mostrarnos tanta belleza en esas pedazos de fotos. Besos

Celiaquitos.com dijo...

he disfrutado leyendo tu blog, y viendo tus fotos, nosotros fuimos el año pasado y nos encanto!! sin lugar a dudas un destino muy aconsejable!! aunque el tema de los celiacos no esta nada facil!
pero los paisajes, las ciudades, el lago de Bled, Piran, ... todo nos maravillo!! esos si nuestras fotos no son tan bonitas como las tuyas
besos

Heva dijo...

De buena gana me iba allí a tomarme un pastelito y a que me enseñaras las fotos de todo el viaje ¡que envidia! estoy deseando ver el siguiente capitulo.
Besos

Marhya dijo...

¡¡Madre mía, qué preciosidad!!! y los pastelitos se ven también estupendos.
Besos.

Mayte✿ dijo...

Viajar contigo en imagenes, es comenzar a soñar con los ojos bien abiertos, disfrutar de la vida, de los sabores, aromas y vibra buena que siempre dejas niña...

Un gran abrazo!! ;)

Monica dijo...

Cuánto he disfrutado visitando todos esos lugares a través de tu mirada. Genial post, y cómo no, una receta deliciosa.

Pikerita dijo...

¡¡logras trasladarnos y soñar!!.. Eres divina con tus fotos.

luisa dijo...

me encantan esos paisajes , y estoy deseando ver el próximo. Y esos pastelitos que pinta. Me llevo uno. Bss guapisima.

Esther dijo...

Marta,que viaje mas bello,nos traes lugares fantasticos y estoy deseando ver las siguientes fotos.
Ya echaba de menos tu cocina y tus imagenes!!
bss Esther

zaida dijo...

Qué maravilla de viaje. Las fotos y tus palabras me han hecho soñar. Y esos pastelitos tienen un aspecto delicioso.

Besos

Virginia dijo...

Entre tus fotos y relato y las de mi chico, que también ha estado disfrutando de estos paisajes, me habeis metido el gusanillo en el cuerpo!!!

Colores dijo...

este viaje tiene pinta de ser bastante inusual no? me voy a volver a ver las fotos me parecen preciosas!! y estos bocaditos???? perfectos para la hora del café!!!un besote

antonia dijo...

no sé si mi comentario saldrá dos veces, te decía que todavía estoy boquiabierta con tus fotos maravillosas y tus descripciones de los lugares, espero ansiosa el próximo post!

Núria dijo...

Preciosa entrada...
besos

Gema Piña dijo...

¡Qué alegría, Marta, ver de nuevo tus fotografías y leerte!
Ha debido ser un viaje maravilloso. A través de tus imágenes es imposible no trasladarse mentalmente a esas ciudades, sentir el calor del sol en la piel, el aire o, incluso, percibir sus olores. Gracias por compartir todas estas vivencias!

Elena - delicious kitchen stories dijo...

Hola, guapa! Qué alegría tenerte de vuelta, he echado tanto de menos tus posts!!!
Espero hayas tenido unas vacaciones estupendas, las fotos de Eslovenia son preciosas y los pastelitos de café, una chulería! Seguro están buenísimos!!!
Un beso y bienvenida!

Más allá de 365 sonrisas dijo...

Gracias a todos, hacéis que mi vuelta sea muy grata :)

Rosa dijo...

El lugar es precioso, y los pastelillos tienen una pinta deliciosa, para acompañar a media tarde con una buena taza de té.
Un abrazo.

STORCH dijo...

Consigues que estemos allí con sólo ver tus fotos.
Los pastelitos se ven deliciosos.

Mary dijo...

Maravilloso pais y estupendas tus fotos, qué buen gusto tienes... Esos pastelillos o cupcakes me han encantado, me guardo la receta para hacer el glaseado de café y , con tu permiso, me quedo a seguirte.

PINKY dijo...

Las fotos una maravilla ,el texto estupendo y los pastelitos una delicia ,me gusta todo todito
besinos

zer0gluten dijo...

Yo que no puedo viajar por el tema de los peques, no sabes cuánto disfruto haciéndolo de tu mano.
Besitos.

bubbles on my planet dijo...

cómo me gustaría volver a Eslovenia, es un país precioso y la gente es encantadora.
bss

itaka dijo...

me ha encantado ver que un blog que sigo, ha estado este verano en los mismos sitios que yo. Con tus fotos he vuelto al estar de nuevo de vacaciones.
Gracias

Helena / Ricosinazucar dijo...

Deliciosos pastelitos de café!!! las fotos son preciosas, los hacen aún más irresistibles. Estoy viendo las de Montenegro y me siento como si ojeara una revista ;-D

Enhorabuena y besos!